Te descubrimos 3 apps imprescindibles para cambiar regalos de Navidad fallidos

Regalos al pie del árbol

Tanto Papá Noel como los Reyes Magos siempre suelen acertar, pero en el caso de que se hayan equivocado con sus regalos, os ayudará saber que existen aplicaciones móviles para enmendar los posibles desaciertos en los regalos.

Según un sorprendente informe de la consultora TNS, un 5% de los regalos no deseados acaban revendiéndose, un fenómeno que ha sido bautizado con el nombre de regifting.  Estas apps te ayudarán a cambiar los regalos.

Swaap

Esta app está solo disponible para dispositivos Android los intercambios posibles son aquellos geolocalizados a una distancia máxima de 15 kilómetros. Y, por otro lado, el usuario que accede a Swapp selecciona aquellos productos o servicios arrastrando hacia la derecha lo que interesa y hacia la izquierda lo que no. En el caso de que queramos algo de un usuario que a su vez se ha mostrado interesado en una de nuestras ofertas, se produce un match y ambas partes se ponen en contacto a través de un chat para acordar dónde se hará el trueque, cara a cara y sin dinero de por medio.

Obsso

De creación española, Obsso es otra solución basada en la filosofía del consumo colaborativo, de tal modo que actúa como una plataforma gratuita que pone en contacto a personas que buscan satisfacer una necesidad de forma sostenible. En este caso, el fin último es cambiar un producto por otro, aunque muchos usuarios parecen no tener muy claro el concepto de trueque, dado que basta con echar un rápido vistazo a las ofertas para descubrir que algunos objetos se intercambian por euros, lo cual recoloca a Obsso más cerca de Wallapop y aplicaciones similares, algo muy lejos de las intenciones de sus creadores.

Su funcionamiento es muy sencillo gracias a un diseño que recuerda al de redes sociales como Instagram. De hecho, aquellos que quieren intercambiar algo deben subir una foto del producto que puede realizarse desde la misma app y a la que es posible aplicar hasta diez filtros de imagen distintos. Se pueden buscar artículos cercanos a través de geolocalización o bien seleccionar entre una multitud de categorías productos ubicados a cualquier distancia.

En la web de Obsso se indica su disponibilidad tanto para dispositivos iOS como Android.

YuMe

Es una app para iOS:

https://itunes.apple.com/es/app/yume-segunda-mano/id920423923?mt=8

y Android:

https://play.google.com/store/apps/details?id=com.startcapps.yume&hl=es

que incluye de forma explícita la opción del trueque. Para ello, los usuarios interesados en intercambios de productos solo tienen que escoger el filtro “Cambio” dentro del menú Tipo de Operación.

Pero lo que hace única a esta aplicación es la posibilidad de crear dentro de ella una red privada en la que los intercambios únicamente se realizan con personas que sean de la confianza del usuario. De este modo, se intenta dar una solución a aquellos que no se deciden a realizar este tipo de transacciones con desconocidos. Para crear estas redes privadas, los interesados envían invitaciones a sus contactos de Facebook, de WhatsApp o a los registros guardados en su teléfono móvil. Una vez creado este círculo, cuando el usuario sube un determinado producto con la intención de hacer un trueque, debe marcarlo como privado para que solo lo vean las personas que pertenecen a la red que ha definido.

Otra de las particularidades de YuMe es que, en el caso de que no se encuentre entre la oferta disponible algo que se necesita, es posible solicitarlo. Las peticiones pueden hacerse a la red privada, de tal modo que a los integrantes les llega una notificación para que respondan a través de la app, o bien a todos los usuarios de YuMe y en este caso es la propia aplicación la que se encarga de conectar a ambas partes si existe una coincidencia entre oferta y demanda.

 

Banner Líneas de Ayuda

¿Qué es chaval.es?

Somos la página web de referencia respecto al buen uso de las TIC, Tecnologías de la Información y la Comunicación. Nuestro objetivo es formar e informar sore las ventajas y posibles riesgos que ofrece el panorama tecnológico actual